El alternador tiene como objetivo convertir la energía mecánica en eléctrica alterna. Están construidos en base al principio que un conductor sometido a un campo magnético variable crea una tensión eléctrica inducida. Las partes básicas de un alternador son: rotor, estator, y escobillas.
  1. El rotor gira y genera un campo magnético según la tensión que se le brinda por las escobillas.
  2. Las escobillas hacen posible el pasaje de tensión al rotor a pesar de su movimiento giratorio.
  3. El estator está constituído por tres bobinas conectadas en estrella y tres salidas que generan corriente trifásica, siendo así el encargado de generar la tensión de salida.



Alternador.jpg
Interior de un alternador
Esquema de un alternador
Esquema de un alternador